The Floating Record: el tocadiscos vertical

4
3284

Con el regreso comercial del vinilo están surgiendo innumerables modelos de tocadiscos. Algunos de sus creadores apuestan por volver a lo tradicional con diseños nostálgicos pero con tecnología moderna. El resultado, la mayoría de las veces, son productos bonitos con un buen acabado, pero con un sonido que deja mucho que desear.

La empresa Gramovox lleva unos años haciendo experimentos interesantes en lo referente al diseño de sonido. En 2013 hicieron un altavoz de cuerno de los años veinte, lo rediseñaron y  le incorporaron conexión bluetooth. Actualmente han sorprendido con otro excéntrico diseño que hará realidad la fantasía de muchos amantes al vinilo.

¿Quién no ha observado un tocadiscos y se ha quedado hipnotizado con el bailar de la aguja?  Ver como se transforman los surcos en sinuosos ríos por la acción del giro siempre ha sido increíble. Cualquiera ha visto un tocadiscos desde arriba partiéndose literalmente el cuello para no perderse ni ápice de este espectáculo.

La empresa  Gramovox  no solo han inventado un tocadiscos vertical para facilitarnos esta visión, The Floating Record, sino que aseguran que es la mejor manera de reproducir un disco. Según ellos la aguja de este modo hace menos fricción con el vinilo y el desgaste es menor.

[quote_box_center]Sus inventores aseguran una protección total para los discos y menos fricción. [/quote_box_center]

Los problemas de la reproducción vertical dicen haberlos solucionado de forma simple pero eficiente. The Floating Record cuenta con una pinza de fibra de carbono situado en el centro del plato sujeta el disco, mientras su brazo mediante un mecanismo único realiza la suficiente presión sobre el disco para que se reproduzca el sonido mediante la fricción de la aguja. Además el brazo de equilibra automáticamente y se dirige como cualquier otro al centro del disco mediante la reproducción.

Es un todo en uno. Este tocadiscos no necesita accesorios adicionales, viene con preamplificador y altavoces incorporados en su base con alta calidad de estéreo, parecidos a los que suelen tener incorporados los Crosey.  También vienen con salida RCA y de auriculares incorporada y reproduce tanto a 35 RPM como a 45 RPM. Su base es de madera y su plato flotante es de fibra de carbono con un acabado pintura acrílica negra lisa.

La empresa ha logrado financiar su proyecto mediante la plataforma Kickstarter, con la que han obtenido un amplio apoyo. Actualmente el tocadiscos puede ser comprado en su tienda online y su precio asciende a 400 dolares. Teniendo en cuenta que no es una pieza de factura industrial con piezas únicas y diseño innovador parece un precio bastante económico.